Ella fue la MEXICANA que robó el corazón de George Harrison

Olivia Trinidad Arias, nació en Ciudad de México el 18 de mayo de 1948, estudió la secundaria en el Howthorne High School, en Los Ángeles. Para 1974 había conseguido un trabajo como secretaria en las oficinas ejecutivas de un sello discográfico, el nada más y nada menos que  A&M Records: el lugar en el que  había firmado el  Beatle más espiritual, George Harrison con quien tenía un contrato para grabar nuevos discos.


El primer contacto entre ellos se dio de manera muy cordial y respetuoso a través de llamadas telefónicas laborales  muy corteses, posteriormente se enamoraron, se casaron y en 1978 George y Olivia tuvieron su único hijo: Dhani. Nombre que corresponde a algo más profundo que un sonido armónico, la palabra Dhani se forma por las notas sexta y séptima de la escala musical hindú: dha y ni, esto después de que Harrison fuera un gran admirador de la música de la India, a la que descubrió a través de su amistad con Ravi Shanka.

Compatibilidad

Los novios se conocieron en 1974, en una celebración de la empresa musical Dark Horse, sin embargo ellos se conocieron al poco tiempo después de que George Harrison habría sido “engañado” por su primer esposa, Patti Boyd, que también tuvo un romance con el Eric Clapton y posteriormente se casaría con él, se dice que antes de tomar una decisión, la guapa Olivia fue espiada por el beatle para asegurarse de que no fuera una arribista.

Fue así como Harrison descubrió que Olivia también era una mujer que gustaba de las meditaciones y proveniente de una humilde familia mexicana que migró a California en Estados Unidos, que su madre era costurera y su padre era dueño de una tintorería, además de que sus abuelos, originarios de Guanajuato, cultivaban maíz en su casa.

Altruista

Cuando comenzó la década de los 90, junto a Barbara Bach, Linda McCartney y Yoko Ono, las esposas de los otros Beatles, Arias fundó la Romanian Angel Appeal, una noble ONG sin fines de lucro con la finalidad de mejorar la calidad de vida de los cientos de niños, adolescentes y jóvenes que quedaron huérfanos de la Rumania poscomunista, bajo el mando de Olivia, la fundación ha recaudado fondos para causas como la prevención del Sida, tratamientos del autismo y tuberculosis.

En 2002, Arias se encargo de la producción de la película Concert for George, que incluía un disco y un DVD, que resultó  ganadora del Grammy a Mejor Video Musical en Formato Largo en 2005, también produjo el documental George Harrison: Living in the Material World, de Martin Scorsese el cual fue ganador dos Emmy en 2012, y otro más sobre la banda Traveling Wilburys.

Restauración 

Curiosamente, como resultado de su trabajo con Martin Scorsese, Arias cofundó con él The Film Foundation, la cual se dedica a restaurar películas antiguas. Todavía más curioso resulta que una de las primeras que restauraron fueron las de Charlie Chaplin y algunas producciones cinematográficas mexicanas del cine de Oro, como lo fue Enamorada, una de las mejores películas de Emilio “El Inidio” Fernández.

Con información de GQ

Share This

Share This

Share this post with your friends!

A %d blogueros les gusta esto: